This store requires javascript to be enabled for some features to work correctly.

  • Livraison offerte à partir de 35€ d'achat

  • 4.6/5 SUR +2500 AVIS

  • Édition limitée de l'hiver Pomme Cannelle à boire chaud

  • Nuestros puntos de venta
  • Ciencia
  • Opinión de los clientes
0

mon panier

Plus que 35,00€ pour profiter de la livraison offerte

  • Botella isotérmica Hydratis

    Botella isotérmica Hydratis

    19,90 €

    Ajouter au panier
  • Pack découverte

    Pack découverte

    59,90 € 49,50 €

    Ajouter au panier
  • El tubo Hidratis

    El tubo Hidratis

    10,00 €

    Ajouter au panier
Personnaliser le produit (+7€)
Typographie
Comfortaa Bold
Comfortaa Bold
Twentieth century for Ken
Dancing Script
Times New Roman
Orientation du texte
Ajouter
Personnaliser le produit (+7€)
Typographie
Comfortaa Bold
Comfortaa Bold
Twentieth century for Ken
Dancing Script
Times New Roman
Orientation du texte
Ajouter
Ajouter
Commander - 0,00
Baccalauréat Master Licence réussir

¡Te damos la solución para aprobar tus exámenes con total tranquilidad!

I) ¿Sabías? El contenido de agua del cuerpo humano.

Nuestro cuerpo está compuesto por un 60% de agua. Por lo tanto, debemos proporcionarle constantemente este elemento para compensar su uso por parte de nuestras células y órganos. Para ello, se recomienda beber de 1,5L a 2L de agua al día, dependiendo de las necesidades específicas de cada uno, variando según el sexo biológico, la edad, la actividad física o las condiciones climáticas.

El cerebro, por su parte, no se queda fuera: está compuesto en un 80% por agua, lo que explica fácilmente la relación entre la deshidratación y la dificultad para concentrarse. De hecho, la ingesta de agua por vía oral es esencial para mantener nuestro volumen de sangre. Cuando esta contribución no es suficiente, este volumen eventualmente disminuirá y la sangre circulará peor al cerebro. Por lo tanto, este último estará menos oxigenado. Por lo tanto, el suministro de agua es vital para las funciones biológicas humanas. Por lo tanto, bastaría permanecer solo unos días privados de agua para sucumbir a ella. A modo de comparación, una persona debidamente hidratada podría sobrevivir sin comer durante cuarenta días.

II) El impacto de la deshidratación en sus funciones biológicas y cognitivas.

La deshidratación moderada (<2% del peso corporal) hará que experimente los siguientes síntomas: sequedad de boca, sed, orina concentrada y debilidad muscular. Además, puedes experimentar fatiga y falta de concentración, dolores de cabeza o incluso mareos, debido a la falta de agua en tu cerebro. Así se ha podido observar en humanos una reducción de la productividad del 25 al 50% por deshidratación del orden del 3%. Por lo tanto, este estado es particularmente indeseable durante los períodos de revisión o examen: es una fuente subestimada de dificultades de aprendizaje que, sin embargo, podrían afectar su éxito.

Por el contrario, una buena hidratación promoverá en usted habilidades óptimas de pensamiento, memoria y concentración. La importancia del agua en el manejo del estado de ánimo eventualmente te permitirá manejar mejor tu estrés. Del mismo modo, se ha observado que beber mucho antes de un ejercicio intelectual aumenta significativamente el tiempo de reacción, pero eso no es todo: mantener una buena hidratación tiene beneficios que van mucho más allá de mejorar tus capacidades cognitivas. ¡También favorece la eliminación de toxinas por parte del organismo, ayuda a regular su temperatura y mejora tu rendimiento físico! La cantidad adecuada de agua hace que los riñones y el sistema digestivo funcionen correctamente.

Así, llevándole el agua que necesita, ¡cuidarás todo su cuerpo! Durante el período de exámenes, es recomendable estar especialmente atento a estas contribuciones para llevar sus funciones cognitivas a su máximo potencial. Esto también representa una opción económica y más saludable para aumentar su capacidad de concentración que el uso de ciertos medicamentos que, aunque a veces sean efectivos, siempre presentarán un riesgo relacionado con su uso.

II) ¿Cómo lograr una excelente hidratación? ¿Cómo puede ayudar Hydratis?

Ahora que ya estás convencida de sus beneficios, solo queda una duda: ¿cómo conseguir esa hidratación óptima?

Una consigna: ¡ beber ! Y una y otra vez. Para asegurarse de esto, puede confiar en reglas simples: primero, no espere a tener sed para hidratarse. En efecto, esto significa que ya estás en un estado avanzado de falta de agua. En su lugar, lleve una botella de agua y establezca metas a lo largo del día (por ejemplo, terminar su botella de agua en las próximas dos horas, etc.).

En segundo lugar, esto es de sentido común, pero adapta tu consumo a los cambios en tu vida diaria: así, hidrátate aún más cuando la temperatura sea alta (en verano, o cerca de la chimenea en invierno), cuando planees practicar una actividad relativamente alta. físico o incluso cuando está enfermo con fiebre.

Entonces, ¡no descuides tu dieta ! De hecho, una buena parte de su ingesta de agua puede provenir de los alimentos, en particular de frutas y verduras. ¡Esto representa más exactamente 1 l de 2,5 l de sus necesidades totales! ¡Por lo tanto, consuma frutas y verduras a voluntad y asegúrese de incluirlas en todas sus formas en su menú! Por ejemplo, puedes realzar tus días con sopas y sopas que no harán más que mejorar tu estado de hidratación. Por otro lado, es mejor evitar el consumo excesivo de bebidas alcohólicas que, además del riesgo adictivo que representan, tienen un efecto especialmente deshidratante en el organismo.

Además, para maximizar tu rendimiento durante los exámenes, puedes optar por consumir soluciones de rehidratación oral, como las de la gama Hydratis . Ces dernières contiennent une multitude de minéraux (magnésium, potassium...) et d'oligo-éléments (zinc, manganèse...) qui vous apporteront de nombreux bénéfices s'ajoutant à une augmentation importante de l'absorption d'eau par cuerpo. Esto le permitirá, en última instancia, adoptar una actitud proactiva respecto a la hidratación de su cuerpo y sus necesidades solo serán mejor satisfechas.

No solemos pensar en corregir nuestro consumo de agua cuando tenemos déficits de concentración y memorización. Por una buena razón: pocos de nosotros sabemos que, de hecho, simplemente están deshidratados. Pero ahora que eres muy consciente de la importancia de una buena hidratación en la plena eficacia de nuestras funciones cognitivas, ¡nunca más irás a la biblioteca o al consultorio sin tu botella de agua llena! ¡Abran paso al éxito!

Livraison sous 72h

En France métropolitaine

Entreprise Française

Entreprise innovante de la BPI

Paiement sécurisé

Carte bancaire & Paypal

Service client 7/7

01 89 71 32 00